La adoración a Cristo en este sacramento de amor… San Juan Pablo II

Padre Claudio Bert

P1280987

El reconocimiento de la Presencia real de Cristo en la Eucaristía condujo de forma natural a la Iglesia a ofrecerle un culto de adoración -culto latreútico- como corresponde sólo a Dios, muy distinto de la veneración de las imágenes o de las reliquias.

Cristo, el Señor resucitado y glorificado, está verdaderamente presente entre nosotros en el sacramento de la Eucaristía. Su Presencia no se limita a la Santa Misa sino que el Pan consagrado se reserva y se guarda con amor en el Sagrario y se expone en la custodia para verlo y adorarlo. Simplemente, porque es Él, Él mismo.

La adoración a Cristo, que brota de la fe en su Presencia real y del amor a su Presencia, se vive de distintos modos que son complementarios y no alternativos, es decir, todos hemos de irlos viviendo y todos han de ser igualmente inculcados.

Se adora a Cristo:

-al celebrar…

Ver la entrada original 382 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s